CENTRO DE MEDELLÍN un mapa para perderse

Hotel Nutibara

Sigue ahí, como una isla del buen gusto de otros tiempos

El diseño del Hotel Nutibara fue encargado al arquitecto estadounidense Paul Willians, diseñador de mansiones de Hollywood y de hoteles como el Beverly Hills, lo que anunciaba la ambición de la élite antioqueña de tener un hotel para alcanzar las estrellas. A la altura de su bonanza. Se construyó entre 1941 y 1945 diagonal al Palacio de Gobierno y al Palacio Municipal, que hoy son el Palacio de la Cultura y el Museo de Antioquia. Está ubicado a pocas cuadras del Parque Bolívar y la Catedral Metropolitana, del Pasaje Junín y del Parque Berrío.

Hasta los años setenta del siglo pasado, todos los presidentes de Colombia se hospedaban en él. En sus salones tocaba la orquesta de Lucho Bermúdez y se hacían las fiestas del reinado de belleza de Antioquia, los remates de las corridas de toros y los bailes de Año Nuevo. El hotel contaba con escaleras en espiral, restaurante, bar, casino, gimnasio, zona húmeda, lavandería, muebles en madera de palo santo y tapete en los corredores de los once pisos y dentro de las 132 habitaciones, y un túnel que comunicaba con su filial de enfrente, el Express, ubicado sobre el casino de la calle 52.

El glamour de las fiestas privadas, los grandes bailes de medianoche, las escenas de amor bajo las palmeras, los carros lujosos y los banquetes se fueron diluyendo a medida que el centro se volvió marginal.

 
Hotel Nutibara
Hotel Nutibara
Centro de Medellín
 
LEA MÁS... El hotel de las estrellas   - Mauricio López
La metamorfosis del Hotel Nutibara   - Jorge Caraballo
Ingresar
Cohete.net
Cohete.net